fabrica de ilusiones

Hugo Sigman, director ejecutivo del laboratorio argentino que producirá para Latinoamérica la vacuna contra el coronavirus desarrollada por el laboratorio AstraZeneca en colaboración con la universidad británica de Oxford, aseguró que ya han comenzado la elaboración del producto para que pueda ser distribuido inmediatamente después de su aprobación, algo que podría ocurrir “para el mes de diciembre o enero” y haría que la región tenga la vacuna “en el mismo momento que los Estados Unidos y Europa”.

[read more=”Leer más” less=”Leer menos”]

En entrevista con la emisora argentina Radio Mitre y citada por el portal Infobae, Sigman explicó que su laboratorio mAbxience, responsable de la producción de la sustancia activa de la vacuna, y el mexicano Liomont, que completará el proceso de formulación y envasado, producirán el producto “a riesgo”, ya que, si la vacuna finalmente no es aprobada, se perderá toda la inversión.

No obstante, el empresario argentino se mostró confiado en su aprobación ya que, de todas las vacunas que se están desarrollando alrededor del mundo, la de AstraZeneca y la Universidad de Oxford es la que dio los resultados más prometedores.

“La aprobación va a estar en el mes de diciembre o enero y nosotros ya vamos a producir la vacuna ahora”, dijo Sigman, quien estimó desde un mínimo de 150 a un máximo de 200 millones de dosis previstas para toda la región, con la excepción de Brasil donde AstraZeneca tiene otro convenio.

Sigman aseguró tener “entusiasmo y gran confianza”. “Los efectos adversos prácticamente están descartados. Hay muchas chances de que el estudio clínico salga bien y sea la primera vacuna aprobada en el mundo”, dijo. Y destacó: “Latinoamérica va a tener la vacuna en el mismo momento que los Estados Unidos y Europa”.

LEER  Entre los 12 y 25 años, periodo en el que se pueden presentar anorexia y bulimia

En la entrevista citada por Infobae, el empresario dio además nuevos detalles sobre la negociación entre los laboratorios y el papel de Carlos Slim para la financiación del proyecto.

“Ningún gobierno jugó ningún papel”, dijo Sigman. “Fue una negociación entre privados”.

El empresario farmacéutico reveló que AstraZeneca pidió que las compañías asumieran el riesgo de un eventual fracaso de la vacuna. Por eso el laboratorio británico firmó un acuerdo con la fundación mexicana del magnate Carlos Slim, que financiará parte de la producción.

“Se contactó con la fundación de Carlos Slim. Su hijo, Tony Slim, estuvo muy activo. Y nosotros también estamos asumiendo un riesgo muy importante: como compañía, estamos produciendo sin considerar los costos perdidos en tanto que existe la eventualidad de que la vacuna no se pueda vender”, dijo Sigman.

“Yo no tenía contacto con AstraZeneca, pero sí conozco hace muchos años a Carlos Slim y a su familia. Y él nos conoce a nosotros. Se nos acercó AstraZeneca y entendió que la mejor fábrica que había en la región era la nuestra. Hicieron inspecciones y las consideraciones tecnológicas y corroboraron que nosotros tenemos la experiencia y las instalaciones adecuadas”, reveló el empresario.

“Cuando hablamos con Tony Slim, ambos nos sentimos atraídos por esta epopeya latinoamericana”, agregó Sigman. “No nos va a pasar lo mismo que sucedió con la Gripe A, donde los países en desarrollo recibían los productos más tarde. Este esfuerzo vale la pena si logramos que se haga realidad”.

Poco después de las palabras de Sigman, una ejecutiva de AstraZeneca confirmó que la fabricación de la vacuna comenzaría en el primer trimestre de 2021 para su inmediata distribución.

LEER  Carlos Slim avizora ahora menos nubarrones en el horizonte para invertir

La directora general de la compañía en el país norteamericano, Sylvia Varela, dijo en una rueda de prensa con el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, que los ensayos en la fase III del producto acabarían entre finales de noviembre o diciembre, para luego poder ser autorizada.

[/read]