Guanajuato, Querétaro y Aguascalientes se ubicaron entre las diez entidades del país con el mayor ingreso corriente promedio trimestral de acuerdo con los resultados de la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH) 2016, del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Guanajuato se ubicó en el quinto lugar, con 56 mil 974 pesos ingresos por hogar; seguido de Querétaro, con 56 mil 605 pesos, y Aguascalientes se colocó en el décimo sitio, con un ingreso corriente promedio trimestral de 49 mil 247 pesos, según la encuesta.

La media nacional fue de 46 mil 521 pesos, según el organismo.

San Luis Potosí reportó un ingreso promedio de 39 mil 51 pesos, colocándose en el lugar 22 entre los estados de la república, según el desglose del reporte hecho por El Financiero.

En los primeros sitios se colocaron Nuevo León y la Ciudad de México, con un ingreso de 87 mil 653 pesos, y 70 mil 834 pesos, respectivamente; seguidos de Sonora, en el tercer lugar, con 58 mil 813 pesos.

La información del Inegi precisa que, a nivel nacional, 30 por ciento de los hogares con mayores ingresos concentraron 63.3 por ciento de los ingresos corrientes totales, mientras que 30 por ciento de los hogares con menores ingresos participan con 9 por ciento.

El Financiero desglosó también que los estados del Bajío también se ubicaron entre las once primeras entidades del país con el mayor promedio.

Querétaro, mostró el Inegi, se colocó en el cuarto sitio a nivel nacional, con un gasto corriente monetario promedio trimestral de 33 mil 261 pesos. Mientras, Aguascalientes y Guanajuato ocuparon los lugares 10 y 11, cada uno, con 30 mil 14 pesos y 29 mil 666 pesos, en promedio.

San Luis Potosí se mantuvo en el lugar 22, con un gasto de 25 mil 791 pesos.

La media del país, indica el Instituto, fue de 28 mil 143 pesos, siendo la Ciudad de México la entidad con el mayor gasto corriente monetario promedio trimestral, con 43 mil 843 pesos.

Los hogares gastaron más en alimentos, bebidas y tabaco, con 35.2 por ciento del promedio total; transporte, con 19.3 por ciento; servicios de educación, con12.4 por ciento, y vivienda, energía y combustibles, con 9.5 por ciento.