fabrica de ilusiones

El 78 por ciento de las personas diagnosticadas con coronavirus Covid-19 mostraron evidencia de daño cardiaco causado por la enfermedad semanas después de haberse recuperado, señala un estudio publicado recientemente en la JAMA Cardiology.

De los 100 participantes en el estudio, cita un reportaje de la revista Newsweek, 78 de ellos tenían evidencia de daño cardiaco en las imágenes de resonancia magnética o IRM, según los investigadores a cargo del estudio.

[read more=”Leer más” less=”Leer menos”]

“Ninguno de los 100 pacientes incluidos en el análisis había experimentado síntomas cardiacos relacionados con el nuevo coronavirus y en su mayoría estaban sanos… antes de su enfermedad”, explicaron los expertos a cargo de la investigación.

El estudio señala que los hallazgos de la resonancia magnética eran consistentes con dos afecciones cardiacas potencialmente graves: miocarditis y pericarditis.

La primera es la inflamación del músculo cardiaco y puede reducir la capacidad del corazón para bombear, lo que puede causar latidos cardiacos irregulares.

“Y la pericarditis causa inflamación de los tejidos protectores que rodean el corazón y puede causar dolor”, explicó la coautora del estudio, Valentina Puntmann, cardióloga y farmacóloga clínica del Hospital Universitario de Frankfurt en Alemania.

También dieron a conocer que tanto los pacientes como los investigadores se sorprendieron por la intensidad y la prevalencia de esos hallazgos, y que “aún eran muy pronunciados a pesar de que la enfermedad original ya estaba a unas semanas de distancia”, dijo Puntmann al medio UPI.

La especialista agregó al respecto: “Encontramos evidencia de inflamación continua dentro del músculo cardiaco, así como del revestimiento del corazón en una considerable mayoría de pacientes”.

LEER  Roqueros celebran en León 25 aniversario del “Nervio del Volcán” de Caifanes

Los 100 participantes del estudio, de 45 a 53 años de edad, se habían recuperado de Covid-19 y los investigadores los sometieron a una evaluación de resonancia magnética dos o tres meses después de ser diagnosticados con el virus.

“El 60 por ciento de los participantes tenía evidencia de inflamación cardiaca en curso en sus resonancias magnéticas, que era independiente de las condiciones preexistentes o del curso de su infección por Covid-19”, se informó.

Dos tercios de los participantes se recuperaron del Covid-19 en casa y el 18 por ciento nunca tuvo síntomas del virus, explicaron los investigadores. “Aproximadamente la mitad tenía síntomas leves a moderados del coronavirus”.

Puntmann añadió: “Si bien todavía no tenemos la evidencia directa de las consecuencias [a largo plazo], como el desarrollo de insuficiencia cardiaca, que puede atribuirse directamente a Covid-19, es muy posible que en pocos años esta carga sea enorme basados en lo que sabemos de otras condiciones virales”.

Aunque los participantes del estudio de Puntmann se recuperaron del virus, un análisis independiente, publicado en JAMA Cardiology, encontró evidencia de infección en los corazones de 16 de 39 pacientes que murieron a causa de la enfermedad, es decir, un 41 por ciento.

El descubrimiento se hizo durante las autopsias de los pacientes, que tenían entre 78 y 89 años. “El Covid-19 puede infectar el corazón y, en casos graves, el virus parece replicarse dentro de él”, dijo a UPI el coautor del estudio, Dirk Westermann, cardiólogo del Centro Médico Universitario de Hamburgo-Eppendorf, también en Alemania.

[/read]