Irapuato
fabrica de ilusiones

Su valentía, decisión, fortaleza y, sobre todo, convicción por defender la causa feminista han llevado a que hoy “Lila Cizas” sea una heroína para las mujeres mexicanas que demandan y luchan por un país con justicia, que las respete y que les dé una igualdad de oportunidades.

La joven se hizo famosa gracias al video en el que recoge una bomba de humo disparada por fuerzas de seguridad que custodiaban el Palacio Nacional en la capital del país para correr y devolvérsela a las uniformadas durante las protestas por el Día Internacional de la Mujer.

Ella es simplemente la encarnación del arrojo y furia de mujeres que se sienten agraviadas, ignoradas y desatendidas por un presidente que no entiende ni quiere ver el fondo de sus reclamos.

Es una mujer con nombre y apellido con quien, me atrevo a decir, cientos de miles -si no es que millones- de mexicanas están identificadas por su valiente acto de respuesta a una agresión injustificada, torpe y provocadora ordenada por autoridades que -insisto- confunden con provocación una protesta contundente, justificada, congruente y justa.

Basta con leer los innumerables mensajes en redes sociales dirigidos a esta joven valiente para darse una idea de que una acción suya representó lo quieren transmitir a una autoridad terca, insolente y despectiva a su movimiento: “La policía no me cuida, me cuida la Reinota”; “Lucha como una Reinota”; “Me cuidan mis amigas, nunca la policía”, solo por mencionar algunos.

UNA LIDERESA NATURAL

La Reinota es la encarnación de ese liderazgo que necesita el país: salida del anonimato, pero con convicciones, enarbolando una causa justa desde un movimiento social que exhibe los abusos y oídos sordos del poder político, ávido de acaparar la agenda social como si este país girara en torno a una persona.

LEER  La mayoría de medicamentos recetados pueden causar reacciones adversas

Lila es la joven ciudadana común que despertó simpatías incluso de muchas que veían con reservas el movimiento de las mujeres y que ella misma se encargó de describirse desde el momento en que sus imágenes se hicieron virales.

 

Y pocos mensajes pueden resumir la admiración y apoyo a esta joven como el enviado por una menor de 8 años también a su cuenta de Twitter.

Son tiempos en los que México vive una crisis de liderazgos, en los que queda en evidencia el fastidio hacia los políticos de todos los colores que pelean por todo, menos por lo que piden los ciudadanos y, en particular, las mujeres: ser escuchadxs y darles oportunidades.

Con una acción, La Reinota pudo haber despertado a las viejas y nuevas generaciones. México necesita más Reinotas. ¡Sigue Lila!


(Foto: Tomada de @CeciliaPlata91)